El desvalido meritorio es aquel estudiante que destaca por su esfuerzo, disciplina y perseverancia, pero que no cuenta con los recursos económicos suficientes para acceder a la educación superior. Tal y como indica en su testamento, nuestro fundador, Don Federico Santa María Carrera, quiso “poner al alcance del desvalido meritorio el más alto grado del saber humano” con la creación de una casa de estudios de excelencia en las áreas de la ingeniería, ciencia y tecnología. Este espíritu se mantiene vigente en el quehacer de la institución, en todos sus campus y sedes, desde 1931.
Con la gestión de distintas actividades dirigidas a los escolares más vulnerables, la USM les permite acercarse al conocimiento científico-tecnológico y además complementa su educación formal.

La Universidad con el apoyo de sus propios alumnos, del Mineduc y de la sociedad académica, que incluye profesores y alumnos de otras casas de estudio, canaliza los recursos a través del PIE>A y la acción estudiantil, para generar los distintos mecanismos de vinculación. Entre ellos destacan iniciativas que se enmarcan en políticas gubernamentales, como el Programa de Acompañamiento y Acceso Efectivo (PACE), y otras nacidas de los propios estudiantes de la Universidad, como el Preuniversitario Solidario o la Escuela Santa María.

Todas estas iniciativas evidencian la coherencia de esta Casa de Estudios, al poseer como uno de sus principales valores el apoyo al desvalido meritorio, de tal forma que lo estipulado en el testamento de nuestro fundador sea una realidad.



PACE

Pre USM

Escuela USM



Esta pagina tiene contenido restringido, debes iniciar sesión para poder verlo:

Iniciar Sesión